El vinagre de Jerez continúa su ascenso imparable  

ALIMENTACIÓN, D.O., Portada

El vinagre de Jerez continúa su ascenso imparable

El condimento jerezano acumula un incremento de ventas de un 9%   respecto del mismo periodo del año anterior.

 El mercado nacional y el francés acaparan más de un 80% del consumo total.

 

  El vinagre de Jerez sigue sumando éxitos. La mejor muestra de ello son los últimos datos que evidencian su excelente evolución con un incremento global de las ventas de un 9% respecto al mismo periodo del año anterior.

Esta tendencia viene refrendada por campañas anteriores, ya el año 2016 supuso un récord de ventas sobrepasando los 5 millones de litros, consiguiéndose un 11% más de ventas que en 2015.

Tras varios años de altibajos por la recesión del consumo que acompañó a la crisis económica, el vinagre de Jerez vuelve a despuntar con fuerza gracias al tirón de la gastronomía y al prestigio del que goza el producto amparado por la Denominación de Origen jerezana tanto entre los profesionales de la cocina y como en los hogares.

En el desglose de las ventas, España (+ 9%: 1.196.294 litros de enero a junio) se mantiene como principal mercado de vinagre de Jerez seguido muy de cerca por Francia. Ambos países consumen más del 80% de las ventas.

Las exportaciones, en su conjunto, registran un incremento respecto al mismo periodo del  último año del 8%, con el mercado francés a la cabeza que cierra este primer semestre del años con un aumento 5% (1.125.293 litros).

Estados Unidos, por su parte, se consolida como el tercer destino del vinagre de Jerez, en este caso del embotellado en origen que genera mayor valor añadido. Hacia Norteamérica salieron un total de 223.823 litros entre enero y junio, lo que representa un espectacular aumento del 71%.

 

VINAGRE DE JEREZ: La esencia de Jerez

 

El vinagre de Jerez es el primer vinagre de vino con Denominación de Origen de España. Aderezo singular y de una calidad excepcional, su alta concentración aromática y su versatilidad le han valido el actual estatus de condimento estrella de la gastronomía universal.

Como si de un exquisito perfume se tratara, unas cuantas gotas de vinagre de Jerez bastan para

transformar cualquier plato en una verdadera celebración para los sentidos. A su acidez, que le

otorga un potencial único para realzar el sabor de los alimentos, se suma todo un abanico de

matices que delatan su distinguida procedencia y elaboración artesanal.

El vinagre de Jerez es, por tanto, mucho más que un apreciado condimento. Es un producto único, inimitable, cuya identidad es el resultado de su propia historia y particular origen. Nace de los vinos del Marco de Jerez, vinos nobles por excelencia de los que hereda sus genuinas cualidades.

A ellos le une una profunda tradición vitivinícola que se remonta tres mil años atrás; la historia de una comarca cuyo exclusivo sistema de elaboración ha hecho de sus vinos y vinagres productos únicos en el mundo, verdaderas joyas culinarias.

Cada gota de este vinagre, en su intenso aroma y equilibrado sabor, concentra la riqueza de una

cultura milenaria, alimentada de tierra, sol, viñas y sabiduría bodeguera. Un saber en el que el

culto al tiempo dicta el proceso por el que se condensa la verdadera esencia de Jerez.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario